King Kong 80 años después

Principios de los años treinta. El cine mudo ya estaba casi extinguido y el cine sonoro empezaba a asumir todo el protagonismo. Unos años en los que se empezaba a vislumbrar una nueva era en Hollywood. Algo que se confirmó en 1939 con “Lo que el viento se llevó”. Una obra gigantesca en todos los sentidos que demostraba que el cine había cambiado.

Pero ya en 1927 con la futurista “Metrópolis” o en 1932 con “Scarface” (brillantes tiróteos y persecuciones) empezábamos a ver avances técnicos muy significantes. Más tarde, el 2 de Marzo de 1933, llegó King Kong.

En un principio se iba a llamar “La Octava Maravilla” pero finalmente se quedo en King Kong. Lo de “King” lo decidieron los publicistas. En el guión original el gorila se llamaba simplemente Kong.

Dejando la historia a un lado, estamos ante un prodigio técnico. Impresionante el trabajo de “Stop Motion” realizado con los animales. Para hacer a Kong necesitaron un esqueleto de acero (de unos 15 metros de altura) rellenado con algodón y cubierto con látex. Posteriormente lo revistieron con pieles de oso. La sensación de movimientos robóticos u ortopédicos conquistan al espectador. Se notan las carencias de la época, pero debemos valorar el enorme esfuerzo que supone tomar centeneras de imágenes fijas y conseguir el efecto de movimiento. Ahora, en 2013 a algunos les parecerá estar viendo algo “cutre” pero articular semejante bestia en aquella época suponía toda una proeza.

El uso de la técnica de retroproyección es una maravilla. Vemos a los personajes en primeros planos y de fondo imágenes de la selva o la ciudad consiguiendo un efecto muy logrado. Las luchas entre los animales lo demuestran. En este aspecto la iluminación es fundamental. Hay que igualar la luz de la pantalla de fondo con la de la imagen superpuesta y lo hacen a las mil maravillas. No hay más que decir, excelente el trabajo de Willis O’Brien.

Imagen 2

Tras el escaparate técnico nos encontramos con una historia de amor y prepotencia. De amor entre la bella y la bestia. Porque si hay algo que amansa a una fiera, es la belleza. Kong, no iba a ser menos, y se vuelve loco ante la hermosura de Ann. El plano en el que Kong coge Ann y vemos sus exuberantes piernas, resulta tan inquietante como excitante.

Kong en todo momento intenta protegerla, cuidarla, pero el desconocimiento humano y su prepotencia lo impiden. Fuimos nosotros quienes viajamos a la isla a buscarlo, fuimos nosotros quienes lo llevamos a Nueva York y fuimos nosotros quienes lo expusimos como una atracción ante miles de personas. ¿Quién es realmente la bestia?. No le culpemos a él por las consecuencias, sino a la prepotencia y ambición humana.

Desde 1933 se han hecho innumerables versiones, quizás la de Peter Jackson sea la única que honra su memoria, pero ninguna se acerca a la esencia de la original. La mezcla del trabajo “artesanal” y el blanco y negro dejan una sensación irrepetible.

King Kong es un clásico entre los clásicos. La imagen de Kong agarrado al Empire State Building, defendiéndose del ataque de los aviones, forma parte de la iconografía del siglo XX.

Feliz 80 cumpleaños. Y que sean muchos más.

Anuncios

2 comentarios en “King Kong 80 años después

  1. Has conseguido que me tenga mono de king kong :-).
    Ayer tuve una cita con “Alguien voló sobre el nido del cuco”. Me gustaría que la tuvieses en cuenta para tu próxima crítica, y así comentarla. Saludos. PD: las películas que me recomendaste en la entrada sobre “Las ventajas de ser un marginado”, ya las había visto, pero muchas gracias igual. 🙂

    1. La vi hace tiempo sí. Me gustó bastante pero en mi opinión está ligeramente sobrevalorada.

      Jack Nicholson lo borda, Louise Fletcher hace el papel de su vida y una de las mejores malas de la historia del cine. El final tiene una carga emocional fantástica. Sin embargo, tengo que reconocer que no me llegó del todo y que se me hizo un poco pesada, quizás la parte del barco sea algo aburrida.

      No obstante, estamos hablando de una película notable.

      PD: Atenta a Paramount Channel, tarde o temprano repetirán King Kong.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s